Publicidad Bajar al sitio
Conocer

Una artista ayuda a los haitianos a reconstruir hogares con materiales sustentables

La artista Caledonia Curry creó “Konbit Shelter”, un proyecto que tiene como objetivo reconstruir, en conjunto con los locales, los hogares que fueron destruídos en el terremoto del 2010.

El terremoto del 2010 destruyó una gran parte de Haití, dejando a miles de locales sin hogar ni acceso a las necesidades básicas. La artista Caledonia Curry se convenció de que el proceso creativo es crucial en momentos de crisis, y se comprometió a ayudar a los haitianos a reconstruir sus hogares para, de a poco, volver a armar las familias y las comunidades. Con esa idea en mente, fundó “Konbit Shelter”; una organización que tiene como objetivo recuperar las viviendas en Haití utilizando materiales sustentables y trabajando en conjunto; los artistas, ingenieros y constructores en colaboración con el pueblo Cormiers (Komye).

Konbit Shelter ya construyó algunas estructuras y recientemente lanzó una campaña en Kickstarter para levantar una nueva construcción: una casa de bambú a 15 millas del epicentro del terremoto. El diseño del refugio provee alojamiento para una familia local de cinco personas. También planea servir como un trabajo comunitario de arte y arquitectura, ya que involucra a maestras locales, granjeros, artistas, arquitectos y alumnos de ecuelas en cada uno de los aspectos de su creación.

El proyecto de construcción combina materiales tradicionales con tecnologías de construcción modernas. Su objetivo es, justamente, cruzar ideas modernas de diseño con las traidiciones y costumbres de construcción locales que son seguras, lindas, accesibles y sustentables. El método de construcción es Super-Adobe, un estilo arquitectónico desarrollado por Nadir Khalili que usa los materiales disponibles para crear estructuras de gran fuerza. Hechas 10% de cemento y 90% de tierra, estas construcciones abovedadas son resistentes a terremotos, tornados, incendios e inundaciones.

El proyecto Konbit Shelter también tuvo una consecuencia inesperada muy positiva. Al trabajar en la construcción de los edificios, los niños locales se empezaron a interesar en el arte y en los procesos de construcción. Esto llevó a la fundación de Klub Obzevetwa, un programa después de clases, que a su vez trae recompensas económicas que son utilizadas para la campaña de Kickstarter. Este avance, además de ofrecer beneficios económicos para el proyecto, ayuda al crecimiento de la comunidad ya que provee trabajos para los locales en tareas de construcción en Cormiers. 

×