Publicidad Bajar al sitio
Recetas

Pechugas de pollo con crema de champiñones

Ideal para un almuerzo gourmet, les enseñamos a preparar esta receta exquisita, que puede ir acompañada de un mix de verduras al horno.

Siempre es útil tener un recetario más gourmet para alguna ocasión especial, o simplemente para algún almuerzo o cena que den ganas de deleitarse con un plato más elaborado. No significa que sea mucho más complejo prepararlo, sino que lleva ingredientes de otra gama. Hace un tiempo les compartimos una receta de ese estilo: salmón relleno con tomates secos, queso feta y espinaca.

Hoy tenemos un plato gourmet que es un éxito asegurado por lo gustosa de su combinación. Se trata de pechugas de pollo cubiertas en una crema de champiñones. Lo ideal es acompañarlo con verduras horneadas – como papas, brócoli, batatas, zanahorias -, legumbres como quinoa o mijo, o sino comerlas solas tanto frías como calientes.

INGREDIENTES (para 4 porciones):

  • 2 cdas. de manteca o aceite
  • 4 pechugas de pollo finas
  • Sal y pimienta a gusto
  • 226 gramos de champiñones cortados en rodajas
  • 1 cebolla pequeña picada
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 cdita. de tomillo picado
  • 1/4 taza de vino blanco seco o caldo de pollo
  • 1/2 taza de caldo de pollo
  • 1/2 taza de crema doble
  • 1 cda. de mostaza granular
  • 1 cda. de mostaza dijon
  • 1/2 taza de queso asiago, rallado

PREPARACIÓN:

Calentar el aceite en una sartén de base pesada a fuego medio-alto. Sazonar el pollo con sal y pimienta y colocar las pechugas en la sartén. Cocinarlas hasta que estén doradas en ambos lados, alrededor de 4-6 minutos por lado. Luego, dejarlas a un lado (fuera de la sartén).

Colocar en esa sartén los champiñones y la cebolla y cocinar durante unos 10 minutos, hasta que los champiñones hayan liberado su líquido y este se haya evaporado. Luego, agregar el ajo y el tomillo y cocinar unos 30 segundos más, hasta que esté fragante. Agregar el vino y hacer una salsa con todo lo que hay en la sartén.

Volcar el caldo y la crema, las mostazas y sazonar con sal y pimienta. Por último, agregar el pollo, llevar todo a hervor y calentar a fuego bajo hasta que la salsa se espese, durante unos 5 minutos. Volcar el queso asiago y dejarlo derretir. Una vez que sea así, sacar todo del fuego y disfrutar junto a algún acompañamiento acorde.

×