Publicidad Bajar al sitio
Estilo

New York Fashion Week: Jeremy Meeks, exconvicto y sensación

Meeks tiene 31 años y se hizo famoso cuando la foto de su prontuario policial se viralizó. Luego de su última estadía en la cárcel, firmó contrato con una agencia de modelos.

El preso más sexy del mundo está de regreso. Dos años después de que su foto de prontuario se convirtiera en meg-viral, Jeremy Meeks se subió a las pasarelas. Y nada menos que a las del evento de moda más influyente del mundo, la New York Fashion Week.

Meeks pasó nueve de sus 31 años en la cárcel, condenado por distintos robos y posesión de armas de fuego. Tras quedar en libertad, hace un año, fue contratado por la agencia de modelos White Cross e hizo algunas campañas publicitarias. Su gran debut fue en febrero, en Nueva York, cuando desfiló para el diseñador alemán Philipp Plein. 

El desfile de Philipp de este año no fue una excepción, tal como suele hacerlo en Italia, trajo todo el drama y apariciones de modelos no convencionales, como al “Exconvicto llamativo y viral.

A pesar de que le llueven pretendientes de todos los sexos y géneros, Meeks está felizmente casado y es padre de tres hijos. A ellos les agradeció por “el amor y el apoyo” cuando firmó el contrato como modelo que le cambió la vida.

×