Publicidad Bajar al sitio
Conocer

Belleza histórica: estos son los pueblos más lindos de España

La asociación “Los pueblos más bonitos de España” realizó una lista con 58 pueblos del país vasco que reúnen una serie de requisitos que los hacen poseedores de este distintivo.

Desde el 2011, la asociación Los pueblos más bonitos de España recoge en su web aquellas localidades españolas que merecen este distintivo. El requisito principal es que ninguno de los pueblos debe de contar con más de 15.000 habitantes, y que dispongan de un rico patrimonio histórico y una cuidada arquitectura. También se tienen en cuenta otros criterios como la limpieza, la conservación de las fachadas, la circulación de los vehículos, contar con zonas verdes y flores, y otros varios más.

Hasta finales del 2016, 44 pueblos vascos conformaban esta lista distintiva. A partir del 1 de enero de este año, se insertaron 13 localidades más, dando como resultado 58 pueblos más bonitos de España. La organización comparte información útil de cada uno de ellos, como las ofertas culturales y gastronómicas más destacadas, para que los viajeros tengan una guía al visitarlos.

El objetivo principal de la asociación es promocionar, difundir, fomentar y preservar el patrimonio cultural, natural y rural en áreas geográficas con menor nivel de industrialización y población. Los pueblos más bonitos de España surgió a raíz de Les Plus Beaux Villages de France, la asociación de los pueblos más bonitos de Francia creada en 1982 y que actualmente ya cuenta con 157 pueblos adheridos. A esta iniciativa se adhirieron varios otros países de Europa.

En esta nota les compartimos 10 elegidos de 58 pueblos más lindos de España. El resto de la lista la pueden encontrar en la página web de la asociación.

  1. FORNALUTX, MALLORCA

“Situado en la sierra de Tramontana, en el valle del Sóller, este pequeño pueblo mallorquín es uno de los más pintorescos y visitados de la isla. Su conjunto arquitectónico y paisajístico cuenta con gran valor gracias a la conservación de algunos inmuebles de la Edad Media y a su popular técnica artística de las tejas pintadas. Su entramado urbano llama la atención por contener las típicas casas mallorquinas de montaña, que se sustentaban de la ganadería y agricultura. Entre sus monumentos más emblemáticos se encuentran la Casa de la villa, del siglo XVII, y la iglesia de Fornalutx, del siglo XIII y estilo gótico.” (National Geographic España)

2. FRIGILIANA, MÁLAGA

Frigiliana es sin duda uno de los pueblos blancos de Málaga con más encanto. Galardonado con el I Premio Nacional de Embellecimiento en 1982 su casco histórico es Conjunto Histórico Artístico desde el año 2014
Las paredes encaladas, sus calles estrechas y sinuosas, en un sinfín de escaleras que recorren todo el Barribarto, son la herencia morisca que el paso del tiempo ha dejado en el casco antiguo de Frigiliana, uno de los mejores conservados de la provincia.

3. CHINCHON, MADRID

“Este pintoresco pueblo de la Comunidad de Madrid destaca por la belleza de su plaza Mayor. De planta irregular y de estilo medieval, en ella aún se conservan las primeras casas construidas en el siglo XV cuya principal característica son los coloridos balcones, galerías y soportales. Otros monumentos de interés son la torre del Reloj, que antiguamente pertenecía a la iglesia de Nuestra Señora de Gracia; el castillo de los Condes, uno de los edificios más visitados; el convento de San Agustín y el de las Clarisas.” (National Geographic España)

4. VEJER DE LA FRONTERA

Bellísimo pueblo gaditano, situado en lo alto de una esbelta colina, a 190 m sobre el nivel del mar, y a tan solo 10 km. de la playa de “El Palmar”, que pertenece a su Término Municipal. Su estratégica situación hizo que Vejer fuese enclave de las mas antiguas civilizaciones, que han dejado huella en su fisonomía. Declarado Conjunto Histórico Artístico en 1976 y I Premio Nacional de Embellecimiento de Pueblos en 1978, Vejer se nos descubre como un típico pueblo blanco, de gran belleza monumental y paisajística.

5. PEÑÍSCOLA, CASTELLÓN

Peñíscola es un lugar idílico donde pasar unos días, donde se mezcla el turismo de sol y playa, familiar y cultural. Si te acercas a este bello enclave descubrirás una ciudad medieval adentrada en el mar, presidida por un orgulloso Castillo Templario en un fantástico estado de conservación rodeado de un hormiguero de calles de trazado medieval que te trasladan por momentos a la misma alpujarra granadina.

6. MOJÁCAR, ALMERÍA

Cuando ves Mojácar, a lo lejos, desde la carretera, puedes percibir ese intenso color blanco de sus casas en lo alto de una montaña. Poco a poco, al ir acercándote comienzas a ver las flores que de sus balcones cuelgan y que parece que te estén diciendo “te estamos esperando”. Desde sus casas encaladas con arcos y cúpulas a su mirador del castillo, pasando por las Iglesias y ermitas de notable gusto y como no, su fuente mora de doce caños, Mojácar merece estar entre los mejores…

7. PAMPANEIRA, GRANADA, ANDALUCÍA

En el barranco de Poqueira y dentro de la comarca de La Alpujarra, se encuentra éste bonito pueblo blanco que ha mantenido su aspecto berebere. La pequeña plaza de Pampaneira es punto de reunión para todos los del pueblo mezclados con los turistas, y es donde se realizan actos culturales o conciertos. El pueblo tiene grandes desniveles, pero entre tanto rincón bonito,  el desnivel y el cansancio parecen no notarse.

8. MOGARRAZ, SALAMANCA

Mogarraz es Conjunto Histórico y Artístico, situado en el corazón del Parque Natural de Las Batuecas y Sierra de Francia; Reserva de la Biosfera. A causa de su aislamiento natural MOGARRAZ ha conservado su arquitectura civil y militar en perfecto estado. Es una villa medieval construida y repoblada en el siglo XI por franceses, gascones y roselloneses, procedencia manifiesta en sus apellidos de origen galo.

9. EL CASTELL DE GUADALEST, ALICANTE

Enclavado en el sector septentrional de la Marina Baixa, El Castell de Guadalest  consigue que el turismo de la Costa Blanca se vea atraído por la evocadora estampa de un pueblo que ha sabido mantener, a través del tiempo, los rasgos más típicos de las poblaciones del interior alicantino.

Situado en lo alto de un peñasco a 595 m. de altitud, sus casas encajadas en la roca, dominan un extenso valle, enmarcado por las sierras de Xortà y Serrella al norte y la sierra Aitana al sur.

10. AÍNSA

Aínsa es un pueblo que se encuentra en la comarca de Sobrarbe y que se corresponde con el antiguo Reino o Condado del mismo nombre, surgido hace más de un milenio, al norte de la provincia de Huesca.

×